3-3 : Braga y Wolverhampton se clasifican en la UEL y dejan para la última jornada hacerse con los millones, gloria y ventajas de ser campeón de grupo

En el fútbol hay tardes-noches locas, esta de este jueves, en Braga, ¡vaya si lo fue!.
Se jugaban los dos equipos la opción de clasificarse para los dieciseisavos de final de la UEFA Europa League. Un triunfo daría al Braga dos millones de euros, ser cabeza de serie en el sorteo y evitar a casi todos los tiburones que se presenten en el bombo... solo por semejantes prebendas, merecía la pena salir a jugar al límite... a por todas. Y, sin embargo, el Braga salió como amordazado, como acomplejado a enfrentar al Wolves. La suerte le sonrió en el minuto 6 en que un disparo de André Horta dió en un defensa que desvió la trayectoria e hizo inútil la estirada del guardameta del equipo inglés. Pero salvo eso, el Braga apenas hizo nada en lo mucho que restaba de la primera mitad cara a la meta rival... por contra, sus jugadores, que se movían como con plomo en las piernas, enseguida se tragaron por partida doble el habitual error defensivo (en uno de ellos el portero incluído en el lote de indecisos que propiciaron el remate certero de cabeza de Raúl Jiménez). Y tras ello, un par de goles más; y lo que es peor, dos goles seguidos, en apenas dos minutos. Y así, con un 1-3 desolador y la sensación de que el Wolverhampton podía hacer mucho más daño en la segunda parte, nos fuimos al intervalo.

La actitud del Braga sería otra tras el descanso. Por fin sus jugadores se enteraron de que peleando, dando el litro, metiendo el pie en todo instante, podían soñar. Y así fue como poco a poco se fueron subiendo a las barbas de Espíritu Santo y sus discípulos. Y llegó el 2-3. Y aún quedaban 20 minutos por delante para intentar lo que, vista la primera parte de los locales, parecería un milagro. Pero sería así, peleando al límite -ahora sí-, no dando bolas por perdidas en momento alguno, viendo a los ojos a todos y cada uno de los rivales, cómo el Sporting de Braga fue capaz de llegar a poco del final, al empate 3-3 que sería el resultado definitivo. Empate justo y merecido, pues si en la primera parte la dejación del Braga permitió al Wolverhampton lucirse y estirarse hasta el 1-3; no es menos cierto que en la segunda parte, a medida que el cuadro inglés se confió algo, el Braga creció enormemente y fruto de su loable sacrificio llegaría el merecido empate final.
Nota aparte para el técnico Sá Pinto : arriesgó lo indecible cuando se lesionó el central Wallace. Metió atrás a Palhinha, pidió a Fran Sergio (hasta entonces bastante vago, por cierto) que no le dejase quedar mal sosteniéndole en el campo, usó a Wilson Eduardo para reforzar el ataque; insistió metiendo a otro delantero de refresco : Rui Fonte... y creyó en todo momento que así era posible la remontada. Se la jugó abiertamente y solo al final metió en campo al central Pablo, tratando de asegurar aquel 3-3 que a 10 minutos del fin tenía en sus manos... y no dejó escapar el Braga.

3-3 merecido que, curiosamente, clasifica ya a los dos equipos para la siguiente ronda de la UEL. Última jornada aún quedará por disputar, en la que el Braga, si quiere los dos millones y ser cabeza de serie en el sorteo próximo, deberá ganar en Bratislava al Slovan (que ya no se juega nada en ese match), sobre todo si tenemos en cuenta que el Wolverhampton recibe en su casa del Moulineux Stadium al Besiktas (que tampoco se juega nada). El Braga depende de si mismo y sería una pena que no hiciese un esfuerzo final y además de los millones y un sorteo ventajoso, se adjudicase otro récord : no haber perdido un solo partido en la fase de grupos siendo campeón del suyo. Pero para ello hay que ganar en Eslovaquia...

En todo caso -y lo diremos en Português- el Sporting de Braga, al remontar esta noche de jueves y lograr el éxito -que al fin y al cabo lo es- de empatar con el Wolverhampton, ha logrado hacer ya hacer historia : tornou-se a primeira equipa portuguesa a somar 12 jogos consecutivos sem perder na história das taças europeias de futebol (o FC Porto somou duas vezes 11 jogos seguidos sem perder, o Benfica uma e o Sporting ficou-se pelas nove...), ao empatar 3-3 na receção ao Wolverthampton.


Jogo no Estádio Municipal de Braga. Tarde-noite fresca, chuva quase permanente. 12.058 espectadores no total, 5.700 adeptos do Wolverhampton na bancada nascente superior que tiveram impecável comportamento ainda que fizeram-se notar na maior parte do jogo.
SC Braga – Wolverhampton, 3-3. Ao intervalo: 1-3.
Marcadores:
1-0, André Horta, 06 minutos. / 1-1, Jiménez, 14. / 1-2, Doherty, 34. / 1-3, Traoré, 35 minutos. / 2-3, Paulinho, 64 minutos. / 3-3, Fransérgio, 79 minutos.
– SC Braga: Eduardo, Esgaio, Bruno Viana, Wallace (Wilson Eduardo, 58), Sequeira, Palhinha, André Horta, Fransérgio, Ricardo Horta (Rui Fonte, 73), Galeno e Paulinho (Pablo Santos, 86).
(Suplentes: Matheus, Diogo Viana, Pablo Santos, Uche Agbo, João Novais, Wilson Eduardo e Rui Fonte). Treinador: Ricardo Sá Pinto.
– Wolverhampton: Rui Patrício, Leander Dendoncker, Conor Coady, Romain Saiss, Matt Doherty, Rúben Neves, João Moutinho, Jonny, Adama Traoré (Rúben Vinagre, 75), Diogo Jota (Patrick Cutrone, 80) e Raúl Jiménez (Pedro Neto, 69).
(Suplentes: John Ruddy, Jesus Valejo, Max Kilman, Rúben Vinagre, Ebeguowen Otasowie, Pedro Neto e Patrick Cutrone). Treinador: Nuno Espírito Santo.
Árbitro: Alexey Kulbakov (Bielorrússia). Cartão amarelo para Galeno (37), Jiménez (68), Leander Dendoncker (84).
----------------
LA AMBICIÓN DE PAULINHO. - União, qualidade e caráter: valores que, na opinião de Paulinho, sobressaíram na noite desta quinta-feira. Autor do segundo golo, o avançado mostrou-se orgulhoso do caminho traçado pelos bracarenses na receção ao Wolves onde uma segunda parte de grande nível conduziu ao tão desejado – e importante – apuramento aos 16 avos da Liga Europa. "Hoje fomos enormes" . “O objetivo foi cumprido. Queríamos passar à próxima fase e conseguimos. O facto de estarmos a perder por 3-1 ao intervalo e termos conseguido empatar demonstra a união da equipa e a sua qualidade. Estas situações são a prova do caráter dos jogadores e hoje fomos enormes”. 
“Esta equipa do Wolves tem muita qualidade… Em duas distrações fizeram dois golos e nós ficamos um pouco desorientados, mas depois do intervalo organizamo-nos, definimos o que íamos fazer na segunda parte e conseguimos fazê-lo com sucesso”. Só falta o primeiro lugar: “Está a ser uma campanha espetacular, um registo incrível, mas ainda temos mais um jogo para garantir o primeiro lugar do grupo e é isso que queremos”.

Grandioso partido de coraje, pelea constante y corazón el que exhibió, una vez más, el goleador Paulinho, que celebra su tanto en la foto (Imagem : SC Braga)